México vence 6-0 a Japón e ilusiona en Pequeñas Ligas

SOUTH WILLIAMSPORT, Pensilvania, EE.UU. (AP). Los seguidores de México se identifican fácilmente entre la multitud, con sus grandes sombreros, sus camisetas verdes y sus cantos entusiastas.

"Olé, olé, olé", cantaron el miércoles, mientras agitaban numerosas banderas.

Su alegrí­a es comprensible. México ha lucido intratable en la Serie Mundial de Pequeñas Ligas.

Raymundo Berrones y Raúl Rojas lanzaron pelota combinada de un hit, el miércoles, para que el equipo mexicano de Reynosa se impusiera por 6-0 a Chiba City, Japón, colándose a la final internacional del sábado, contra Curazao o Taiwán.

Rojas aportó también al bate, mediante un jonrón de dos carreras, que coronó un racimo de cinco anotaciones en el primer inning, para condenar a los japoneses a la eliminación.

"Hemos perdido tiempo con los amigos y con nuestra familia para entrenar, y estamos felices por lograr esto", dijo Berrones, de 12 años.

México cuenta con algunos de los brazos más destacados que se hayan visto en South Williamsport, y habí­a tenido una efectividad de 0.71 antes del duelo del miércoles. En el duelo contra Japón, los serpentineros tampoco decepcionaron, y Rojas mostró que además puede hacer cosas bien interesantes con el madero.

Su leñazo en el primer inning, por todo el jardí­n central, dio a México una ventaja de 2-0 e impresionó al público. El toleterito de 12 años hizo más lenta su carrera al aproximarse al plato, y luego brincó encima de éste mientras sus compañeros le daban palmadas en el casco.

"Fue muy emocionante batear un jonrón frente a mi familia y en la Serie Mundial" de Pequeñas Ligas, dijo Rojas con un aire serio, y un tanto nervioso ante el micrófono.

El apoyo del bateo fue más que suficiente para Berrones, cuya curva enloqueció a los japoneses. El lanzador ponchó a 10 rivales antes de ser relevado en la quinta entrada, tras llegar a su lí­mite de 85 lanzamientos.

Rojas subió a la lomita para resolver el quinto acto, y luego permitió que sus dos primeros oponentes se embasaran, con un error y un sencillo de Naoto Ogura dentro del cuadro, el único hit de Japón en el partido.

El abridor japonés Toshinori Wakai permitió las seis carreras y los cinco hits de México, pero se serenó y no permitió un solo imparable después del primer inning. El manager de México dijo que Japón recuperó el control y no lanzó sino curvas después de la primera entrada.

"Al comienzo del juego, él estaba demasiado emocionado", dijo el manager japonés Hirofumi Oda, acerca de su pitcher.


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes

Hoy en PANTALLA

00:00

en linea

Debate Abierto

01:00

Oración fuerte al Espíritu Santo

02:00

Cierre de planta

04:00

Oración fuerte al Espíritu Santo

05:00

Series RPC

06:00

Animados

10:00

Películas RPC

12:00

en linea

Tiempo Extra

13:05

Series RPC

14:00

Boxeo Internacional

18:00

Series RPC

19:00

en linea

Partido LPF - Árabe Unido vs. Tauro

23:00

Series RPC