Reales hablan con Guillén, tras incidente con espectador

KANSAS CITY, Misurí­, EE.UU. (AP). El gerente general de los Reales de Kansas City, Dayton Moore, dijo que se reunió con José Guillén después de que el jardinero dominicano estuvo a punto de liarse a golpes con un aficionado que le gritó desde el graderí­o, el martes por la noche.

Guillén tuvo que ser detenido por su compatriota, el receptor Miguel Olivo, así­ como por el coach de la antesala Luis Silverio y otros miembros del equipo, cuando un aficionado que estaba por el lado del jardí­n derecho le gritó algo en el cuarto inning del juego, que los Reales perdieron por 2-1 ante los Rangers de Texas.

"Es una situación verdaderamente desafortunada", dijo Moore el miércoles. "José tiene que seguir concentrado en lo que pasa en el terreno. Evidentemente que no debe involucrarse en ninguna conversación con los aficionados durante un partido. Hay que ignorar todo lo que ellos digan y responder en una forma que no lo haga caer a uno en ciertas situaciones en las que llame indebidamente la atención".

"Simplemente seguiremos trabajando con José para que maneje mejor lo que dice y la forma en que responde. Es algo que seguiremos atendiendo".

Es el cuarto incidente en el que se mete Guillén en lo que va de la temporada. En mayo, tildó de "bebés" a sus compañeros luego de una racha de 12 derrotas consecutivas; en junio, dijo entre insultos que no se preocuparí­a por los aficionados que lo abucheaban, y el 5 de julio debió ser separado del coach de pitcheo Bob McClure, tras un altercado en la casa club, en Tampa Bay.

"Los aficionados tienen el derecho de actuar y de decir cosas, siempre y cuando ello no atente contra los derechos de los otros espectadores", dijo Moore. "Ojalá que llegue un momento en la sociedad en que los aficionados no acepten el comportamiento agresivo".

Los Reales informaron que se ordenó al espectador dejar su butaca en el jardí­n derecho --Guillén comenzó a jugar el martes en ese bosque-- y se le reubicó por el lado contrario, aunque no se le obligó a abandonar el estadio.

Guillén gana 12 millones de dólares por temporada, y es el jugador mejor pagado en la historia de la franquicia. Comenzó el miércoles con un promedio de bateo de .249 pero es lí­der del club con 17 cuadrangulares y 80 impulsadas.

"Entiendo quién soy y el dinero que gano", dijo Guillén. "Entiendo que bateo para .250 y que los espectadores esperan mucho más... Pero después de la palabra que él me dijo, créanme, cualquiera se le habrí­a lanzado encima".


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes

Hoy en PANTALLA

00:00

Series RPC

01:00

Oración fuerte al Espíritu Santo

02:00

Cierre de planta

04:00

Oración fuerte al Espíritu Santo

05:00

Series RPC

07:00

Animados

12:30

Mujer Casos de la Vida Real

13:30

Como Dice el Dicho

15:30

Entérese

16:00

Series RPC

17:00

Películas RPC

19:00

Francisco el Matemático: Clase 2017

20:00

en linea

El After

21:35

Tanda Manga

23:00

en linea

Debate Abierto