2009: Los Reales palpitan ser candidatos

LONDRES (AP). ¿Cuál será el equipo sorpresa en la próxima temporada? No hay que andar con muchas vueltas. En la división Central de la Liga Americana se encuentra una novena en pleno ascenso.

Se trata de los Reales de Kansas City, apertrechados con un cerrador intratable como Joakim Soria más un núcleo de jugadores que agrupa juventud y experiencia.

Las comparaciones con los Rays de Tampa Bay no se han hecho esperar, aunque es algo osado vislumbrarlos en la próxima Serie Mundial.

Su récord de 18-8 en el el último septiembre fue el mejor durante ese mes en las mayores, sirviéndole para escapar de la cola en la Central. No hay un equipo que marque una amplia diferencia sobre los demás en la división, así­ que no hay que perder de vista a Kansas City.

"Cuando se termina una campaña en forma positiva, entonces las expectativas crecen para la siguiente", afirmó el manager Trey Hillman, quien va para su segunda temporada. "Nos quedamos con un buen sabor en la boca. Creo que vamos por el camino correcto".

Con el optimismo en alza, el dueño David Glass dio la luz verde para aumentar la nómina que ahora oscila los 70 millones de dólares.

Las incorporaciones del primera base Mike Jacobs, con su capacidad para pegar batazos largos, y el jardinero Coco Crisp, con su velocidad en las bases, ayudarí­an a levantar la producción de carreras. Además, la llegada del dominicano Juan Cruz y Kyle Farnsworth añadieron más brazos en el bullpen encabezado por el mexicano Soria.

Donde no se metió mano fue en la rotación abridora, manteniendo el quinteto del año pasado.

Los Reales se beneficiaron de excelentes campañas de sus principales abridores Gil Meche (14-11, 3.98 de efectividad) y Zach Greinke (13-10, 3.47), ambos con más de 200 entradas trabajdas.

Más esperanzador fue el desempeño de Greinke, quien finalmente dejó atrás sus problemas fuera del diamante y exhibir su potencial. Conformes con lo que vieron, Kansas City le dieron un contrato de cuatro años y 38 millones de dólares.

Si los Reales quieren llegar lejos, Meche y Greinke necesitarán que sus otros colegas no se les rezaguen demasiado.

Luego de ganar de cinco sus últimas seis decisiones y completar su mejor campaña en cuatro años en las mayores, Kyle Davies (9-7, 4.06) se perfila como el tercero.

Los Reales cruzan dedos para que Brian Bannister (9-16, 5.76) recupere su toque mágico de 2007, cuando se anotó 12 victorias como novato. Pero dio marcha atrás en una campaña en la que el lanzador con la mayor cantidad de carreras permitidas (127) en la Americana.

Luke Hochevar (6-12, 5.52) no desentonó en su año de novato un prometedor derecho. Si Bannister o Hochevar no funcionen, el equipo tiene como póliza de seguro a Horacio Ramí­rez.

Más nada que pedir en cuanto a Soria tras un fenomenal trabajo de 42 rescates en 45 oportunidades y la convocatoria para el Juego de Estrellas que le confirmó como uno de los mejores taponeros de la actualidad.

Greinke y Hochevar forman parte de una camada de jugadores en las menores de los Reales, un grupo que también incluye a Mike Avilés, Billy Butler, David DeJesús y Alex Gordon.

Avilés fue la gran revelación. Tras bregar durante cinco años en las menores, el paracorto puertorriqueño sobresalió como el novato con el mejor promedio (.325) en las Grandes Ligas. También conectó 10 jonrones y remolcó 51 carreras en 102 juegos.

Procedente de Florida, Jacobs asume como el nuevo inicialista. Su total de jonrones (32) superó al resto en la nómina de los Reales, cuyo máximo lí­der en ese renglón fue el jardinero José Guillén (20). Pero Jacobs lleva en su contra algunos lastres, como su promedio de .218 contra pitchers zurdos y un promedio de embase de .299.

El resto del infield se completa con el venezolano Alberto Callaspo (.305 en 74 juegos) como intermedista y a Gordon (.260, 16, 59) en la antesala.

Con Butler (284, 10, 37 desde junio) instalado como bateador designado, Mark Teahen (.255, 15, 59) se ha quedado sin puesto luego que en el año previo vio acción en los tres jardines. A menos que sea transferido, Teahen podrí­a verse jugando tanto en los bosques y el cuadro interior.

Crisp (.283 y 20 robos con Boston) debe inyectar la cuota de vértigo como primero al bate y cubrir amplio territorio en el jardí­n central.

El dominicano Guillén (.262, 42 dobles y 97 producidas) tuvo varios encontronazos con Hillman por la fuerte personalidad del jardinero derecho. Pero los Reales saben que es un cuarto bate fiable. DeJesús (.307, 12, 73) en el bosque izquierdo tiene que procurar en mantenerse consistencia, luego que produjo 51 carreras en la primera mitad del año y luego sólo fletó 22.


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes

Hoy en PANTALLA

00:00

en linea

Debate Abierto

01:00

Oración fuerte al Espíritu Santo

02:00

Cierre de planta

04:00

Oración fuerte al Espíritu Santo

05:00

El Chavo del Ocho

05:30

Primer Impacto

06:30

Mi Esposa y Mis Hijos

07:30

Lápiz y Papel

08:00

Los Picapiedra

08:30

Capitán Tsubasa

09:00

Penn Zero: Casi Héroe

09:30

Hora de Aventura

10:00

Gravity Fall

10:30

Clarence

11:00

Phineas y Ferb

12:00

Mujer Casos de la Vida Real

13:00

Como Dice el Dicho

14:30

Entérese

15:00

Crudo y Sin Censura

16:00

Castle

17:00

Scorpion

18:00

Películas RPC

20:00

en linea

El After

21:00

Lo Mejor del Boxeo

22:30

Series RPC

23:00

en linea

Debate Abierto