Valverde logra lo impensable: que Messi acepte descansar

Ernesto Valverde ha logrado dos maravillas antes impensables durante su primera temporada como técnico del Barcelona.

Lionel Messi no juega ya cada segundo de cada partido. Y el Barsa tiene ahora una defensa cuya calidad está a la par de la que exhibe desde hace años el ataque.

Por segunda ocasión, Valverde echó por tierra la política que siguieron sus antecesores, quienes colocaban de inicio al astro argentino prácticamente en todos los encuentros de la Liga de Campeones. El martes, la “Pulga” descansó durante la primera hora del encuentro que su equipo terminó ganando 2-0 al Sporting de Lisboa, en la última fecha de la fase de grupos.

Messi ingresó a los 62 minutos, apenas tres después de que Paco Alcácer anotó el tanto que dio la ventaja a los locales en el Camp Nou.

“Jugamos cada tres días, y al ser un partido en que había menos en juego, tienes que tomar decisiones de este tipo: reservar jugadores”, explicó Valverde. “Estamos en diciembre y nos queda mucho. Los jugadores lo entienden”.

El rosarino participó en la jugada del segundo gol, con un pase adelantado para Denis Suárez, cuyo centro fue desviado por el zaguero del club luso Jeremy Mathieu hacia su propio arco, en los descuentos.

Recientemente, Messi dijo que, a sus 30 años, entiende que “el año es largo y cada día hay que cuidarse más, porque las temporadas cada vez son más duras”.

Su compañero Ivan Rakitic coincide.

“Es bueno que esté fino en cada partido, y hay que cuidarle bien”, manifestó el centrocampista croata.

Messi tampoco jugó desde el comienzo el duelo de hace un par de semanas, un empate sin goles en cancha de la Juventus. Se le empleó como suplente en el complemento.

“Siempre que Messi entra en el campo piensas en que va a ir todo mejor, sabemos que nos canaliza el juego de ataque, tanto por su capacidad para finalizar, como para dar esos pases que nadie ve”, añadió Valverde. “Lo sabemos, pero el problema es que también lo saben los rivales”.

El club “blaugrana” ratificó también que posee una nueva arma bajo la rienda de Valverde: desalienta a los rivales por medio de una férrea defensiva.

Neymar se llevó sus genialidades inigualables al París Saint-Germain antes de esta temporada, pero Valverde ha aprovechado la oportunidad para ponerle más cuidado a las labores defensivas.

Barcelona recibió sólo un gol en seis partidos de la fase de grupos, y posee la mejor zaga de la liga española, junto con la del Atlético de Madrid, con siete tantos recibidos en 14 fechas.

Valverde manifestó el martes su deseo de que su equipo domine los partidos y genere también oportunidades al frente. Cuando ello no es viable, valora la solidez atrás.

“Hemos intentado dominar desde el principio, ellos tenían que dar un paso adelante y nosotros hemos conseguido marcar, que se abrieran más y hemos tenido más ocasiones”, rescató acerca del triunfo sobre Sporting.

Barcelona tenía ya en la bolsa la clasificación y el primer puesto del Grupo D. En estas condiciones, Valverde colocó desde el primer minuto a jugadores que suelen ser sustitutos. Además de Alcácer y Suárez, jugaron Andre Gomes Thomas Vermaelen, Lucas Digne, Aleix Vidal y el arquero Jasper Cillessen.


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes

Hoy en PANTALLA

00:00

en linea

Debate Abierto

01:00

Oración fuerte al Espíritu Santo

02:00

Cierre de planta

04:00

Oración fuerte al Espíritu Santo

05:00

Series RPC

07:00

Animados

12:30

Mujer Casos de la Vida Real

13:30

Como Dice el Dicho

16:00

Series RPC

17:00

Películas RPC

19:00

Como Dice el Dicho

20:00

en linea

Teletón 20-30