Deportes 9 de agosto 2008 - 10:00hs

China arranca con 2 oros, español Sánchez gana en ciclismo

BEIJING (AP). China picó al frente en la tabla de medallas con un par de preseas de oro en las cuatro primeras finales del sábado, y el español Samuel Sánchez se coronó en el ciclismo de ruta en la jornada inaugural de los Juegos Olí­mpicos.

La china Chen Xiexia ganó la división de los 48 kilos del levantamiento de pesas y su compatriota Pang Wei dominó la rama masculina de pistola de aire de 10 metros, un inicio auspicioso a la declarada meta del paí­s de dominar la tabla de medallas.

La checa Katerina Emmons embolsó la primera medalla de los Juegos con su victoria en el rifle de aire de 10 metros, un resultado que le aguó la fiesta a China ya que la local Du Li era la campeona olí­mpica vigente y la gran favorita. Du terminó quinta.

Sánchez ganó la carrera de ruta en un sprint final, en un circuito que bordeó la Gran Muralla a las afueras de Beijing. El colombiano Santiago Botero culminó séptimo en una lista de competidores que incluí­a a luminarias como los españoles Alberto Contador, Carlos Sastre, Alejandro Valverde y Oscar Freire.

El italiano Davide Rebellin llegó segundo y el suizo Fabian Cancellara tercero.

Menos de 12 horas después de la ceremonia inaugural más fastuosa jamás vista, cayó el primer récord olí­mpico con el triunfo de Emmons con 503,5 puntos.

La presea de plata fue para la rusa Lioubov Galkina, y la croata Snjezana Pejcic ganó el bronce.

La primera jornada reparte siete medallas de oro. Además de las dos de tiro, levantamiento de pesas y el ciclismo, se escucharán himnos nacionales en esgrima (sable femenino) y judo (48 kilos femeninos, 60 kilos masculinos).

También hay eliminatorias en natación en el Cubo de Agua, donde el estadounidense Michael Phelps comienza su odisea en busca de romper el récord de Mark Spitz de siete medallas de oro en una misma olimpiada. Otros deportes que pusieron en marcha los Juegos son boxeo, voleibol femenino, voleibol de playa, equitación, badminton, arco, básquetbol femenino, gimnasia artí­stica, handbol, remo y vela.

Las competencias de los Juegos arrancaron extraoficialmente el miércoles con el fútbol femenino. El masculino comenzó un dí­a después.

El aire de Beijing, tan criticado recientemente por sus altos niveles de contaminación, amaneció con la misma bruma que impide la visibilidad, aunque todaví­a se respiraba la emoción de la impresionante ceremonia inaugural de la noche anterior.

Como potencia mundial en ascenso, China dio la bienvenida a numerosos dignatarios extranjeros en una ceremonia de apertura presenciada por 91.000 espectadores en el llamativo Estadio Nacional y con una audiencia global de 4.000 millones de personas. Se le describió como la gala más inmensa y costosa en la historia olí­mpica, usándose unos 30.000 fuegos artificiales.

Al ritmo del estruendo de las explosiones pirotécnicas, la multitud en el estadio coreó la cuenta regresiva de los últimos segundos antes que iniciase el espectáculo, incluyendo acróbatas colgándose sobre cables y un total de 2.008 músicos haciendo repicar tambores.

Tres horas después, el desfile de atletas concluyó con el ingreso de los 639 integrantes del equipo chino, encabezado por su abanderado y estelar basquetbolista Yao Ming, junto a un niño de nueve años sobreviviente del terremoto que en mayo asoló la provincia de Sichuan.

La reacción de los espectadores fue de absoluto frenesí­, al igual cuando el presidente Hu Jintao declaró oficialmente inaugurados los juegos.

El momento cúspide se produjo con el dramático encendido de la llama olí­mpica, en el que el retirado gimnasta chino Li Ning flotó por los aires, cargado por un cables, hasta llegar a un punto alto del estadio, donde prendió el pebetero que arderá hasta el 24 de agosto.

En un suceso extradeportivo, un familiar del entrenador del equipo de voleibol masculino de Estados Unidos fue asesinado al mediodí­a del sábado mientras visitaba un sitio turí­stico en Beijing.

FUENTE: Agencia AP