Mundial Copa Mundial FIFA -  27 de junio 2018 - 17:08hs

Colombia y Senegal se ganan el Mundial de la dicha en Rusia

 Las celebraciones coreográficas de Colombia fueron una de las postales del Mundial de Brasil. Pero ahora, tiene otro rival tanto en la cancha como en la dicha.

Senegal ha sido la sensación en Rusia por sus animadas prácticas de cánticos, risas, y aplausos al compás de movimientos sincronizados que han alcanzado mucha difusión en los medios sociales, y que son más un baile que una preparación para un crucial duelo mundialista.

“Creo que es algo cultural más que otra cosa, es la alegría, la paz la hospitalidad” dijo el entrenador senegalés Aliou Cisse en conferencia de prensa el miércoles, cuando se le preguntó si el baile era apropiado en un Mundial.

“Sí, la alegría, se puede tener felicidad, sin estar siempre serios”, dijo. “El futbol no es una cuestión de vida o muerte. Es de vivir”.

Colombia y Senegal quieren mantenerse vivos este jueves, cuando buscarán el pase a los octavos de final. Los equipos se enfrentan en la ciudad porteña de Samara a unos 1.000 kilómetros de Moscú. En Rusia, las comidas, el lenguaje, y los husos horarios serán distintos, pero las costumbres y el espíritu de diversión entre los sudamericanos y los africanos se mantienen intactos con cada cantico y cada paso de alegría.

“Para nosotros es un ritual, nos gusta bailar antes del partido, sobre todo en las competiciones importantes. Es parte de nuestra cultura, de nuestra sangre”, dijo el defensor senegalés Kalidou Koulibaly. No creo que deberíamos cambiar. Deberíamos mantenernos siendo los mismos. Somos Senegal. Somos africanos... E igual conseguimos buenos resultados en la cancha, así que no hay problema”.

La última aparición de Senegal en un Mundial fue en el 2002, cuando una selección conformada por casi desconocidos llegó hasta los cuartos de final. Colombia, mientras tanto, llegó a los cuartos de final en el torneo de Brasil 2014, en la que ha sido la mejor campaña mundialista en su historia.

Hace cuatro años, el mediocampista de ataque James Rodriguez se convirtió en el goleador de un Mundial en el que los jugadores colombianos celebraron los goles bailando al ritmo de salsa urbana, con hasta 10 jugadores que movían las caderas en línea. En Rusia, Colombia está celebrando la fiesta del futbol con música que se toca en celebraciones del Pacífico Colombiano.

“Disfrutar. Aparte de ser una profesión supremamente difícil, nuestro trabajo tiene un gran momento de dificultad por cosas mínimas a las que estamos expuestos. Pero el técnico siempre nos da el mensaje a los jugadores de intentar disfrutar”, dijo el defensor colombiano Davinson Sanchez el miércoles.

“El futbol te da cosas cuando lo haces con pasión y con amor. Cada uno en la cancha va a intentar poner lo mejor de sí. Hay un cuerpo técnico detrás de cada jugador, y un país que apoya a todo el equipo y que celebra cada gol, cada triunfo, como si fuese el ultimo”.


FUENTE: AP