Deportes 7 de diciembre 2012 - 23:30hs

Te'o y Manziel llegan a Manhattan con esperanzas

NUEVA YORK (AP). Manti Te'o, linebacker de Notre Dame, esperaba con ansia un descanso después de visitar cinco ciudades en cinco dí­as, gira durante la cual se convirtió en el jugador más condecorado en el fútbol estadounidense universitario.

"Simplemente tratar de dormir un poco", comentó el viernes sobre sus planes para la noche.

El quarterback de Texas A&M Johnny Manziel parecí­a tener más energí­a cuando llegó a un hotel del centro de Manhattan con su colega finalista por el Trofeo Heisman. En honor a la verdad, la semana de Johnny no ha sido por mucho tan agitada, aunque su viaje a la ciudad de Nueva York es diferente al de la primera vez que la visitó con su familia cuando era un muchacho.

"Sencillamente es llevarlo a otro nivel por completo, pero estoy feliz de estar aquí­", señaló.

Manziel y Te'o pasaron aproximadamente 30 minutos siendo asediados por decenas de reporteros en una pequeña sala de conferencias, posaron para algunas fotografí­as con la enorme escultura de bronce que desean ganar y rápidamente se mezclaron para más entrevistas y más fotografí­as.

Manziel, Te'o o Collin Klein, el otro finalista que no pudo llegar a Nueva York el viernes, tienen oportunidad de ganar por primera vez el Heisman el sábado por la noche.

Manziel está intentando convertirse en el primer jugador en su primer año de universidad que gana el galardón. Te'o serí­a el primero que juega únicamente en equipo defensivo. Klein serí­a el primer ganador del Trofeo Heisman de la Estatal de Kansas.

Manziel y Te'o tomaron el mismo vuelo de Orlando, Florida, donde se entregaron el jueves varios trofeos del fútbol estadounidense universitario. El quarterback de 1,84 metros (6 pies, una pulgada) y 90 kilogramos (200 libras) estaba contento de que el linebacker de 115 kg (255 libras) no trató de derribarlo cuando se encontraron.

"El es un tipo grande", dijo Manziel, sonriendo bajo su gorra de béisbol de Texas A&M.

Ambos no han tenido todaví­a mucho tiempo para pasear por la ciudad, pero visitaron Times Square y saludaron a algunos aficionados.

FUENTE: Agencia AP