FÚTBOL Fútbol Internacional - 

Supercopa de Europa: Jugadores claves en Eintracht Frankfurt

Rafael Santos Borré fue la gran figura del Eintracht Frankfurt en la Euroleague y buscará ser clave ante el Real Madrid en la Supercopa de Europa.

El pasado 18 de mayo, Rafael Santos Borré fue el gran héroe del Eintracht Frankfurt en la final de la Europa League. Su aportación fue clave para levantar ese trofeo, que permite al equipo alemán jugar este miércoles en Helsinki la Supercopa de Europa ante el Real Madrid.

El atacante colombiano marcó el lanzamiento decisivo que dio al Eintracht Frankfurt la Europa League en la tanda de penales (5-4) ante el Glasgow Rangers en el estadio Sánchez Pizjuán de Sevilla. Antes, en el tiempo reglamentario, había anotado el único gol de su equipo (1-1), por lo que esa noche vivió sus momentos más gloriosos con un club al que había llegado en julio de 2021, menos de un año antes.

"Es mi primer título europeo, creo que eso me llena de mucha felicidad. Ser importante para el equipo es muy lindo, me voy a quedar con el recuerdo para siempre", decía entonces a la televisión española Movistar+.

Esa Europa League, la llave que permitió al Eintracht Frankfurt entrar en la Supercopa europea de este miércoles, ya había sonreído al jugador 'cafetero', que marcó en el torneo un total de cuatro tantos, uno de ellos especialmente valioso, en la victoria 3 a 2 en el terreno del FC Barcelona, que sirvió al Eintracht para llevarse el pulso en cuartos de final.

Ese tanto fue elegido el mejor de todos los cuartos de final y Borré (26 años) se lo dedicó además al exfutbolista de su país Freddy Rincón, que acababa de fallecer a los 55 años.

La gran aportación en esa Europa League hace que ahora muchos confíen en él como el jugador llamado a brillar en el equipo en la nueva temporada, empezando por la Supercopa.

El jugador colombiano quiere demostrar el miércoles que su discreto papel del pasado viernes en el desastre ante el Bayern de Múnich (derrota 6 a 1 en casa) en el arranque de la Bundesliga fue solo un accidente.

"Hemos trabajado con eficacia, hemos formado un equipo compacto y hemos reforzado bien la plantilla", dijo Borré en una reciente entrevista con la televisión oficial de su club, Eintracht TV.

- Reencuentro con Alario -

Una de las caras nuevas del Eintracht 2022-2023 es un excompañero de club de Borré, el argentino Lucas Alario (29 años), que llegó a Frankfurt desde otro equipo alemán, el Bayer Leverkusen.

Borré y Alario coincidieron durante 24 días en el River Plate argentino en agosto de 2017. El colombiano se acababa de unir a ese club y el argentino se preparaba para hacer las maletas rumbo a Alemania.

Coincidieron en el terreno de juego 27 minutos. El debut de Borré se dio precisamente sustituyendo en uno de los partidos a Alario.

"Rafael Santos Borré es una persona top, un profesional top. Habrá que preguntarle al entrenador si somos un dúo para soñar", dijo Alario a los periodistas tras su reciente fichaje por el Eintracht.

Para Borré, el primer curso en Eintracht Frankfurt ha sido muy positivo después de una primera experiencia en Europa que no dejó tan buen sabor. Había sido fichado muy joven por el Atlético, que le cedió en el curso 2016-2017 al Villarreal, antes de unirse a River Plate.

Mientras que gran parte de las figuras sudamericanas en Europa tendrán en el arranque de temporada la mente dividida entre sus clubes y la cuenta atrás hacia el Mundial, Borré estará concentrado en el Eintracht, ya que Colombia, para la que firmó su primer gol en junio en un amistoso ganado a Arabia Saudita (1-0), no obtuvo billete para Catar.

Por ello, este primer desafío de la Supercopa de Europa adquiere un valor especial para él, que por fin podrá disputar un título al Real Madrid, después de un primer intento sin éxito en 2018.

Entonces, River Plate venía de ganar la Copa Libertadores y acudió días después a Emiratos Árabes Unidos a disputar el Mundial de Clubes. Sin embargo, el equipo argentino cayó en semifinales ante el Al Ain local y se frustró esa final soñada ante el Real Madrid, que fue el campeón del torneo sin grandes dificultades.

La Supercopa de Europa tiene así un cierto aroma a revancha para Borré.