ELIMINATORIAS Fútbol -  14 de noviembre 2021 - 17:03hs

Morata mete a España en el Mundial y envía a Suecia a la repesca

España se clasificó para el Mundial de Qatar 2022 este domingo tras ganar 1-0 a Suecia, condenada a jugar la repesca que dará las tres últimas plazas europeas.

Un gol de Álvaro Morata (85) dio la victoria que aseguró para España la primera plaza del grupo B de clasificación, el único que da el pase al Mundial, por delante de los nórdicos, segundos clasificados de la llave.

Suecia había empezado la semana en el primer puesto del grupo, pero su derrota contra Georgia el jueves (2-0) y la victoria de España en Grecia (1-0) les hizo caer al segundo escalón.

La semana no ha podido acabar de mejor manera para la Roja, que encaraba sus dos últimos encuentros clasificatorios obligada a ganar a Grecia y Suecia para conseguir su billete a Catar.

Los hombres de Luis Enrique mantuvieron la racha de España, que no se ha perdido ningún Mundial desde su ausencia en Alemania-1974.

La Roja, impulsada por un estadio de La Cartuja sevillano lleno con casi 52.000 espectadores tras atender el llamamiento del seleccionador español, monopolizó el balón desde el primer minuto.

La selección sueca, pese a que sólo le valía la victoria, esperaba con las líneas juntas para ir adelantando líneas y presión a medida que avanzaba el encuentro.

La Roja avisó primero pero con un disparo de Pablo Sarabia algo desviado (9), al que respondió otro tiro de Emil Forsberg desde la frontal que se fuera (16).

España movía el balón de un lado a otro tratando de encontrar las fallas en la apretada defensa rival con el joven centrocampista Pablo Martín Páez Gaviria 'Gavi' recuperando y metiendo balones entre líneas.

El jugador del Barcelona pudo oir como todo el estadio coreaba su nombre en varias ocasiones y lo despidió con aplausos cuando fue sustituido.

Pólvora desde el banquillo

La Roja intentaba llegar por los costados por donde aparecía Jordi Alba, pero le volvió a costar llegar con peligro ante un equipo cerrado.

Cerca del descanso, España pareció dar un paso atrás en su presión, permitiendo mejores acercamientos de los suecos y un nuevo disparo de Forsberg cruzado que se perdió rozando el palo (39).

El jugador sueco fue, hasta su sustitución, el que más peligro llevó en su equipo, donde su estrella Zlatan Ibrahimovic empezó el encuentro en el banquillo.

El delantero del Milan entraría por Alexander Isak (73) para tratar de aprovechar los pases largos y los balones colgados al área.

La Roja recuperó el control del encuentro tras el descanso, pero seguía teniendo dificultades para encontrar los huecos lo que llevó al seleccionador español Luis Enrique a buscar más mordiente con las entradas de Álvaro Morata y Rodrigo Moreno por Sarabia y Raúl de Tomás, muy apagados.

La entrada de Morata activó el ataque de la Roja, mientras Suecia con el paso de los minutos dio un paso adelante en el último cuarto de hora partido.

Con un equipo nórdico más abierto, España empezó a llegar en mejores condiciones al área sueca, pero también perdió el control que había mantenido hasta ese momento.

El partido se convirtió en un intercambio de golpe sin control hasta que Dani Olmo soltó un zapatazo lejano que despejó el portero Robin Olsen, pero el rechace lo recuperó Morata para marcar el tanto de la victoria española (86).

FUENTE: AFP

En esta nota: