FÚTBOL Fútbol -  13 de noviembre 2014 - 17:54hs

México: Con goles, Vela silencia a sus críticos

MÉXICO (AP). Envuelto en la polémica por sus negativas a vestir la camiseta de México en los últimos años, Carlos Vela reapareció con un par de goles ante Holanda en un partido amistoso y silenció a sus críticos con sus acciones en la cancha.

Vela, que ha marcado 44 goles en las últimas cuatro temporadas con la Real Sociedad de España, no jugaba para su país desde marzo del 2011, cuando participó 45 minutos en un amistoso ante Venezuela.

Ni la posibilidad de pelear por una medalla olímpica en Londres 2012 ni la de jugar la segunda Copa del Mundo en su carrera lo hicieron volver, hasta el pasado miércoles, cuando regresó en plan grande con una selección mexicana que inicia un nuevo proceso rumbo a Rusia 2018.

"A mí me da mucho gusto que tuvo un regreso así, siempre será mejor volver con éxito y con un triunfo, ojalá que ahora las cosas se acomoden para todos", dijo el entrenador Jesús Ramírez, quien dirigió a Vela en el Mundial Sub17 de Perú 2005, en entrevista con The Associated Press.

En ese torneo, Vela dio el salto a la fama en el país al marcar cinco goles y fue la pieza clave para que los mexicanos ganaran el que hasta ese momento era el logro más importante del país en fútbol, el pasatiempo nacional.

La medalla de oro conseguida en Londres 2012 se convertiría más tarde en el logro mayor del fútbol azteca.

"Carlos es un jugador diferente, siempre ha tenido unas dotes fuera de serie. Para mí es muy completo porque tiene tiro de media distancia, define bien, es súper rápido, son cualidades muy interesantes para cualquier entrenador", agregó Ramírez.

Tras ese logro en Perú 2005, Vela emigró al fútbol inglés sin siquiera haber debutado en la primera división local. El Arsenal fue su destino, pero jugó muy poco y pasó por el Salamanca, Osasuna y West Bromwich antes de asentarse con la Real Sociedad, a donde llegó en 2011.

Fue ahí cuando Vela comenzó a negarse a jugar por su país. Primero alegó que necesitaba ganarse un puesto y después dejó de dar explicaciones.

Nunca ha sido su estilo, según recuerda "Chucho" Ramírez.

"Carlos no es mucho de hablar, desde que lo conozco. No es que ahora de repente ya no quiere hablar, nunca fue de los 'chavos' que hablan mucho, creo que ha sido congruente", agregó Ramírez. "Hay jugadores que se sienten incómodos, que les cuesta el trato con la prensa y no es fácil, a él nunca le ha sido fácil, pero en la cancha se acaban las especulaciones y él habla por sí solo".

Esos silencios de Vela han dejado un hueco para las especulaciones sobre su negativa para jugar por su país.

Las versiones sobre su ausencia fueron varias. Entre otras, se hablaba de que estaba molesto por un castigo de seis meses que le impuso la federación por participar en una fiesta no autorizada en 2010, o que sostiene una disputa por patrocinios con los dirigentes.

Sin saber sus motivos, una gran parte de la afición, e incluso de la prensa local, se lanzó en su contra.

"A veces nos olvidamos que también somos personas y te aseguro que a Vela en toda esta polémica lo han matado muchísimo, le han dicho de todo dentro del país, con o sin razón, pero al final es una persona y me da gusto que le vaya bien", dijo el volante Andrés Guardado al portal mediotiempo.com tras el triunfo en Holanda. "Simplemente vino a demostrar lo buen jugador que es, más allá de toda la polémica y que por algo se le pedía venir a la selección".

Aún después de marcar los dos goles ante los holandeses, Vela se rehusó a hablar con la prensa que cubre al equipo mexicano.

"Creo que está concentrado en meter goles, en divertirse, en jugar, en ganar, en mostrarse y en volver a ganarse un lugar", dijo el entrenador Miguel Herrera. "En la cancha es donde tiene que demostrar por qué está aquí, el por qué la idea de traerlo y de buscarlo. Ahí es donde debe de mostrar y donde tiene que hablar".

Vela podría tener una oportunidad más de seguir hablando sobre la cancha el próximo martes, cuando México enfrente a Bielorrusia en el segundo partido amistoso por Europa.

FUENTE: CARLOS RODRÍGUEZ (Associated Press)

En esta nota: