Deportes 13 de agosto 2008 - 06:00hs

Pellegrini se redime con oro

BEIJING (AP). El ví­nculo sentimental de Federica Pellegrini con su compañero de equipo Luca Marin es lo que genera titulares. Pero es su relación con su entrenador, Alberto Castagnetti, la que mayor importancia tiene en la piscina.

Ambos tuvieron un papel clave en la victoria de Pellegrini el miércoles en los 200 metros estilo libre para convertirse en la primera mujer italiana en ganar un oro olí­mpico en natación.

"Se lo dedico a la gente que más quiero, y a Alberto", declaró Pellegrini. "Tenemos una excelente relación. No sólo es un entrenador, es alguien con quien se puede hablar. Es como un segundo padre para mí­".

Cuando la ondina de 20 años comenzó a salir con Marin el año pasado, le costó convencer a Castagnetti que ello no afectarí­a su preparación.

Castagnetti es un tipo conservador, de pelo canoso, y que no tiene un teléfono celular. Sabí­a de las consecuencias de la relación de Marin con la rival de Pellegrini, la francesa Laure Manaudou.

Marin y Manaudou fueron fuente constante de interés para la prensa de chismes tanto en Italia como en Francia, y el rompimiento de la pareja terminó con la difusión en la internet de fotos en las que la gala aparece desnuda.

Manaudou no volvió a ser la misma y Castagnetti temió que lo mismo iba a pasarle a Pellegrini.

"Le dije que no se preocupase, que me tuviese confianza y al final todo salió bien", dijo Pellegrini, jugueteando con la medalla de oro entre sus manos. "Estar en una relación ayuda. Te permite estar serena y alejarse del ajetreo de las competencias de vez en cuando".

Su argumento pareció desvirtuarse cuando el lunes terminó quinta en los 400 libre, prueba en la que es la dueña del récord mundial. Pero se redimió en los 200, batiendo su propio récord mundial al registrar 1 minuto y 54.82 segundos.

La otra mujer italiana con podios en Juegos Olí­mpicos fue Novella Calligaris, plata y dos bronces en Munich 1972.

Pellegrini se tuvo que cambiar de traje de baño cuando su atuendo se le rompió instantes antes de la semifinal del martes. Para la final, se puso dos trajes.

"Me puse el de entrenar por debajo del cual compito", explicó. "A veces se pueden romper tan fácilmente que para evitarme problemas y quedar desnuda, decidí­ ponerme otro".

FUENTE: Agencia AP